Cerca de las 13, el cuerpo de Miguel Ángel García fue hallado en el espacio verde ubicado en el cruce de Masa y Juan José Paso, frente al Arena Maipú. El cadáver estaba atado de manos con alambres a un árbol y en los pies había rastros de que habían prendido fuego, según el diario Los Andes.

A pesar de las características del hallazgo, más bien propias de un homicidio, la pesquisa se orienta a un posible suicidio. Según el portal El Sol, los investigadores sostienen que García había sido acusado de abuso sexual en alguna oportunidad y que ya había intentado quitarse la vida hace poco tiempo.

Según fuentes policiales, la víctima le envío el sábado por la noche un mensaje de texto a su familia diciéndole que les iba a preparar un asado en el Parque Metropolitano. Cuando algunos llegaron, se encontraron con la dramática escena.

En el lugar, había una botella “con un líquido que será analizado” y un encendedor. En una campera que había colgada, encontraron además una carta en la que la víctima contaba los motivos que lo llevaron a matarse. Todos estos elementos quedaron a disposición de la Justicia.

300x250 obras

300x250

banner plus noticias

banner gobierno 300x250

banner telam